SEMANA SANTA '14: ¿Cómo cuidarnos del sol?




El sol deshidrata tu piel, lo que provoca manchas y arrugas, sin importar tu edad o tu tipo de piel. Por esto, aunque busquemos un bronceado espectacular, debemos cuidarnos usando un bloqueador solar para protegernos tanto de los rayos UVA, como de los UVB. 

 Los rayos UV dañan la piel, haciendo que parezcamos de mayor edad, además del alto riesgo de enfermedades de la piel. El sol es uno de los más grandes contribuyentes a daños en la piel.


La exposición al sol ocupa un 90% de las arrugas en nuestra piel y toma entre 20 y 30 años antes de que podamos ver los daños causados.


Los rayos ultra Violeta (UVA por sus siglas en inglés), penetran la piel incluso en un día nublado, imagínate lo que hace a tu piel cuando estas expuesta directamente a ellos en la playa.


Por otro lado los rayos UVB no son tan potentes como los UVA pero son la causa de las quemaduras y el bronceado. La exposición excesiva a ambos puede terminar en cáncer en la piel.


¿Cómo proteger nuestra piel?


Lo primero que debes hacer es usar protector solar TODOS LOS DIAS y usar productos que contengan SPF que significa Factor de Protección Solar, esto protege de los rayos UVB.


Muchos productos tienen diferentes grados de SPF. ¿Cómo determinamos que tiempo de protección nos proveen? Sencillo.


SPF 5 es igual a 50 minutos de protección solar, lo que significa que debes volver a aplicar tu protector cada 50 minutos. Pero cuando estamos disfrutando de la playa o tenemos un día ajetreado no es fácil recordar aplicar producto cada 50 minutos y sobre todo cuando ya estamos maquilladas, por lo que se recomienda usar protectores desde SPF:15, que equivale a dos horas y 30 minutos de protección solar.


Cuando vayas a comprar tu protector solar, debes asegurarte en leer bien toda la etiqueta, pues también debes buscar la protección contra los rayos UVB, que la veras como PA+, PA++, PA++. Debes tomar en cuenta que mientras más pálida es tu complexión, más alto debe ser tu nivel de SPF.

Pero la piel no es la única que sufre con los rayos solares. El verano es el peor enemigo para tu cabello, por eso debes de extremar los cuidados y proteger tu pelo del sol y el calor. Puedes tomar medidas protectoras, de mantenimiento y reparadoras.


El efecto del sol sobre el cabello hace que nuestras puntas se vuelvan quebradizas y estén muy debilitadas. Además, el crecimiento del pelo se vuelve más lento. El brillo y la suavidad de tu pelo también pueden verse alterados por la acción del sol.



¿Cómo cuidarlo nuestro cabello?


Uno de los consejos más evidentes para cuidar el cabello y protegerlo del sol es no exponerlo directamente al mismo, es decir, cúbrelo con un sombrero o un pañuelo. Además de darle un toque trendy a tu look, le harás un favor a tu pelo.

Yo personalmente no me siento igual con el pelo recogido, por lo que  los productos especiales para proteger el cabello del sol, las mascarillas y los acondicionadores serán mis mejores aliados para cuidarlo.


1. Davines cuenta con una crema protectora a base de  aceite de argán, rica en antioxidantes y protege tu cabello de los rayos UV



2. L'Occitane tiene esta Mascarilla en Gel Protección para el Verano que, además es acondicionador. Repone la fibra capilar y protege el color del cabello.


3. Redken cuenta con la loción solar para el cabello Shimmering Defense. Si deseas acabar con la sequedad que produce la acción del sol sobre el cabello, este producto es ideal.


4. Evita daños en la estructura del cabello por las altas temperaturas del verano con el Spray Protector de Calor de TRESemmé. Ayuda a evitar el encrespamiento, la falta de hidratación y las puntas abiertas





¿Y qué hay de los pies y el sol?


Muchas veces nos olvidamos de que nuestros pies son los que más sufren las altas temperaturas, ellos también merecen mimos, cuidados y protección solar, al igual que el resto de tu cuerpo, por esto debes hidratarlos con más frecuencia de lo normal.


Existen muchísimos productos para el cuidado de los mismos, y cuando estamos en la playa tienen la dicha de contar con un exfoliante natural que es la arena del mar. Aunque la misma tiene esta función, no olvides exfoliar tus pies una vez a la semana. Es el tratamiento ideal para eliminar células muertas y suavizar los pies. En la ducha o con tranquilidad, en un momento de relax, aplícate el exfoliante masajeando suavemente la piel de los pies y ponte crema hidratante después.


En el próximo artículo les daré algunos trucos de cómo llevar maquillaje a la playa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tus comentarios me inspiran a seguir trabajando!
Besos con sabor a frutas tropicales!!

INSTAGRAM FEED