#NOLOHAGAS: Leggins



Cada día son más los “estados” e  imágenes que veo en las redes sociales, sobre los leggins o “licras”.  Si bien es cierto que en épocas anteriores, la “licra” no era una prenda de vestir popular y muchas veces era denominada vulgar, hoy día, es una pieza indispensable en el armario de muchas; incluyéndome. Pero lamentablemente, es una pieza con cierto grado de dificultad a la hora de incorporarla en nuestros atuendos y son algunos puntos los que debemos tomar en cuenta para usarlo sin “meter la pata” y caer en un #NOLOHAGAS.

¿Qué debemos tomar en cuenta a la hora de usarlos?

Para evitar parecer algo que no somos o en dado caso disimularlo, debemos primero elegir la talla correcta y cuando hablo de talla correcta, no me refiero a la que tú crees lo es, sino a la que realmente es. Debemos empezar a ver la talla como un simple número y no como un enemigo para así poder vestir mejor.
La talla correcta de un leggin es aquella que permite que se vea holgado, es decir, no mega pegado como se usaban antes, para que así lo lleves con más gracia y elegancia.

¿A qué tipos de cuerpo le quedan bien?

A TODOS! Como siempre digo el problema no es la pieza, sino la forma en la que la llevamos, si eres una gordita fabulosa como yo, en la mayoría de los casos el leggin es una herramienta que nos permite alargar nuestra figura, pero como mencioné en el punto anterior, nunca debe ir muy pegado y jamás en colores claros.

Color y estampados

Yo no soy amante de los leggins de color y mucho menos del blanco, prefiero los colores tierra, entiéndase, negro, marrón y a veces gris oscuro. Considero que cuando tiene color, es más fácil que parezca una pieza poco elegante, yo reservaría los de color para el gimnasio. Pero si tu eres amante al color, úsalos, solo toma en cuenta los puntos mencionados anteriormente.

Lo mismo me pasa con los estampados, realmente no me gustan, o hasta ahora no he encontrado uno que llame mi atención y con estos sí que debemos tener MUCHO cuidado, sobre todo las gorditas, las delgadas tienen la dicha de que pueden llevar los estampados con toda libertad, ya que le suman volumen y esto es algo que las “Plus Fabulosas” debemos evitar. Pero, si no te importa en lo más mínimo y aun quieres llevar estampados, procura que sean pequeños y balancea con un top largo y liso, no satures tu look.

Algo que no me canso de repetir y que debes tomar MUY en cuenta, es que el leggin NO ES UN PANTALON, no es una pieza que se lleva al igual que un pantalón. De igual forma tampoco pienses que está estrictamente dirigido a las embarazadas y por último y no menos importante, nunca los confundas con medias.

Aquí les dejo algunas imágenes de los #NOLOHAGAS más cometidos con esta pieza.  

NO SON PANTALONES

NO LOS CONFUNDAS CON MEDIAS
CUIDADO CON LOS COLORES
CUIDADO CON LOS ESTAMPADOS



!!HASTA EN LAS MEJORES FAMILIAS SE COMETEN ERRORES!!

¿Cómo sí llevarlos?








¡Como yo los uso!
 



INSTAGRAM FEED